Directores de Relaciones Institucionales, Cooperación Empresarial y Patrocino y Mecenazgo de varias empresas ensalzan el valor de la coherencia

Un mensaje coherente, “lo digas donde lo digas”, es condición imprescindible para una buena política de relaciones institucionales y comunicación. Esta idea, expresada por la directora de Asuntos Institucionales y Comunicación de BP, Pilar Sánchez Ramos, ha concitado la aceptación unánime de los directores de Relaciones Institucionales, Cooperación Empresarial y Patrocinio y Mecenazgo reunidos con motivo de un Desayuno Profesional organizado por la Agrupación de Antiguos Alumnos CEU.

Asimismo, ha insistido Sánchez Ramos, la comunicación institucional debe ser “integral e integrada”. Integral “porque no puede olvidar a ningún grupo de interés”, e integrada porque “debe estar dentro de lo que es la empresa”. Ahora bien, dentro de una concepción general de la comunicación, también se ha de tener presente que en el mundo de los medios “hay un ruido excesivo” y que “no todo lo que hace suma, pero sí puede restar”.

La responsable de Patrocinio, Mecenazgo y Acción Social de OHL, María Ruspoli, ha subrayado el eficaz papel que juega la “acción social estratégica” para que la empresa trabe una “relación fluida” con las comunidades en las que va a trabajar. En esta línea, ha aludido a los proyectos de calado social que OHL ha desarrollado en Brasil de modo paralelo a la construcción de nuevas autopistas. Así, OHL ha desplegado campañas de seguridad vial y de cobertura sanitaria en el ámbito de las carreteras que construye, lo que liga su campo de negocio con su vertiente social. Esto es algo que a Ruspoli le parece crucial: “los objetivos sociales que no se correspondan con los fines de la empresa están destinados a morir. La unión de ambos es fundamental”.

Por su parte, la directora de Relaciones Institucionales y Comunicación Corporativa de Daiichi Sankyo, Paloma Baja, ha resaltado los grandes cambios producidos en los últimos años en lo que respecta a los departamentos de Relaciones Institucionales, que han superado la consideración de “mero agente burocrático” que antes se les asignaba. “Éramos meros observadores burócratas y hemos evolucionado hasta ser una puerta clave para que la compañía llegue a la excelencia operativa”.

Junto a ellos, han intervenido el subdirector general de Relaciones Institucionales de la Fundación Universitaria San Pablo CEU, Pablo González-Pola, y la directora de Desarrollo Corporativo de la Fundación Universitaria San Pablo CEU, Rosa Heredero, y la directora de la Agrupación de Antiguos Alumnos CEU, María García-Carrillo.

Comments are closed.