El CSIC y la CEU USP investigan el papel de la flora intestinal en el desarrollo de enfermedades

coral_bnEnfermedades como el lupus eritematoso, la diarrea infecciosa y la obesidad afectan a la actividad de las bacterias intestinales, pero hasta hace poco se ignoraba cuántos y cuáles eran estos efectos. Ahora un estudio de metabolómica realizado en el CEMBIO (Centro de Metabolómica y Bioanálisis) de la Universidad CEU  San Pablo permite cuantificar y clasificar los efectos de estas enfermedades en la flora intestinal a partir de las especies químicas producidas por las bacterias intestinales, según han demostrado por primera vez dos estudios co-liderados por investigadores del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC). La definición de estos cambios puede contribuir a conocer el desarrollo de estas, y posiblemente otras, enfermedades. Los estudios se publican en las revistas Scientific Report e ISME Journal, del grupo Nature.

Según explica Manuel Ferrer, investigador del CSIC en el Instituto de Catálisis, que ha participado en los dos estudios: “Nuestra flora intestinal, o microbiota, puede considerarse como un ‘órgano’ adicional. Está formada por millones de bacterias que interaccionan entre sí y con nuestro organismo, afectando a su funcionamiento y salud”.

Se sabe que enfermedades como la obesidad, el cáncer y enfermedades autoinmunes pueden causar cambios en la composición de las bacterias intestinales, explica Ferrer. “Sin embargo, hasta hoy no se había esclarecido qué enfermedades producen las mismas o diferentes alteraciones en la microbiota, y si en base a ello es posible clasificar diferentes enfermedades”, añade.  Además, tampoco se sabía “si hay factores o enfermedades que dominen a la hora de inducir cambios gastrointestinales”.

Los investigadores de la Universidad CEU San Pablo, Coral Barbas, investigadora principal del CEMBIO y David Rojo, primer autor de los trabajos, han analizado por primera vez la composición y diversidad de especies químicas producidas por las bacterias intestinales, lo que se conoce como metaboloma, en tres grupos de pacientes: pacientes con lupus (enfermedad reumática sistémica y crónica), pacientes con diarrea causada por la bacteria Clostridium difficile; e individuos sanos. Más información.

Comments are closed.